Sin rastro. La exhumación de la fosa del cementerio de Montuïri no ha conseguido, de momento, localizar los restos de los cuatro republicanos de Campos asesinados por los fascistas durante la Guerra Civil.

Tras ocho jornadas de excavaciones, los arqueólogos de la Sociedad de Ciencias Aranzadi solo han descubierto decenas de restos procedentes de enterramientos del antiguo campo santo, habilitado en 1823.

Las fuentes orales que aseguraban que los campaners torturados y fusilados estarían enterrados en la zona ajardinada del exterior del actual cementerio no han sido del todo certeras. A falta de realizar nuevas catas, las próximas labores se centrarán en el pasillo de la izquierda del interior del recinto. Por ello, los técnicos de Aranzadi alargarán tres días más la campaña con la esperanza de localizar a las víctimas.

Los científicos explicaron que, a diferencia de las exhumaciones realizadas en Sant Joan y Porreres, existen probabilidades de que las excavaciones concluyan sin éxito como ha ocurrido en numerosas actuaciones llevadas a cabo en la Península.

Este lunes, se dio con los restos de un cuerpo que yacía boca a bajo que, por unos instantes, hizo pensar en que se podría haber localizado a uno de los campaners. Se descartó al comprobarse que se trataría de una mujer mayor que podría haber sido enterrada atada de manos. A pesar de la situación, los arqueólogos no pierden la fe y confían en poder dar con los restos de los cuatro vecinos de Campos en la zona del pasillo de la parte interior del cementerio.

Durante la jornada de este lunes, la fosa recibió la visita de una retahíla de autoridades municipales, del Consell y del Govern. Entre otros, estuvieron presentes el president del Parlament, Baltasar Picornell; el vicepresident del Govern, Biel Barceló; la consellera de Cultura, Fanny Tur; el director general de Memòria Democràtica, Manel Santana; el president del Consell, Miquel Ensenyat; los vicepresidentes insulares Francesc Miralles y Jesús Jurado; los alcaldes Joan Verger (Montuïri), Xisca Mora (Porreres) y Maria Antònia Mulet (Algaida); la diputada Maria Antònia Sureda y regidores del Ajuntament de Montuïri como el socialista Guillem Mas o los ‘populares’ Jaume Bauçà, Joan Antoni Ramonell y Catalina Maria Ribas. La consellera de Cultura, Fanny Tur, manifestó que «si para la localización de los vecinos de Campos es necesaria una segunda fase, que no haya duda que pondremos todos los medios». Tur quiso agradecer «la labor de los arqueólogos y con esta visita queremos apoyar y dar visibilidad esta gran labor. Nuestro compromiso es abrir todas las fosas de republicanos que hay en las Balears».

Enllaç a l'original:

https://ultimahora.es/noticias/part-forana/2017/10/03/296339/ultimo-intento-para-hallar-restos-cuatro-republicanos-fosa-montuiri.html