En la solemnidad de la festividad de Tots Sants, los cementerios de la Part forana han recobrado vida en una jornada llena de flores y recuerdos. En el de Son Sang de Sóller centenares de personas han visitado a sus difuntos en un camposanto que más bien se asemejaba a un jardín florido. Pese a que el cielo estaba gris, el cementerio de Sóller ha presentado su estampa más colorida del año con numerosos curiosos paseando por sus calles. Por la tarde, la explanada central de Son Sang acogerá la tradicional misa de difuntos, igual que en otras localidades como, Porreres, Llucmajor o Montuïri.

En Montuïri familiares y amigos han acudido a primera hora a depositar las flores a sus allegados, muchos llevan desde el lunes visitando el camposanto, igual que en otras localidades del Pla como Sineu o Sant Joan. En la mayoría de localidades se han habilitado aparcamientos improvisados en el entorno de los cementerios para facilitar el acceso a los ciudadanos.

En el Llevant, el equipo de gobierno de Son Servera (PSOE-Independents) ha realizado una ofrenda floral a los represaliados y víctimas del fascismo durante la dictadura franquista, al pie del monolito que recuerda a la víctimas de Memoria Histórica en el cementerio municipal. Después de las palabras de la alcaldesa, Natalia Troya, se dio lectura al nombre de las más de cincuenta víctimas y se realizó un minuto de silencio.

En Inca, durante toda la mañana han acudido al cementerio cientos de vecinos a honrar a sus muertos. Además, el Ayuntamiento ha organizado un año más la tradicional visita guiada al camposanto por parte de Biel Pieras Salom, que ha repasado la historia del camposanto y ha recordado la figura de algunos de los personajes 'inquers' que están enterrados allí. Este acto se celebra desde el año 1982, con Antoni Pons en la alcaldía del municipio del Raiguer.

En Lloseta, en la víspera de Tots Sants ya fueron muchos los vecinos que visitaron el cementerio para depositar sus flores y recordar a sus parientes difuntos. El camposanto ofrecía un inmejorable aspecto. "Es necesaria una ampliación del cementerio. Iniciaremos las gestiones en breve", apunta el alcalde Xema Muñoz. En cuanto a los actos religiosos se han celebrado en la parroquia dos misas y otra se oficiará mañana sábado a las 12 horas en la explanada del cementerio.

Precisamente esta jornada de Tots Sants ha sido un día marcado por el recuerdo de nuestros antepasados con unos cementerios llenos de visitantes con flores para sus difuntos. De todas formas, la tradición de esta festividad mallorquina fue más allá de la visita al cementerio de rigor. En numerosos hogares se han cocinado los tradicionales buñuelos que, como manda la costumbre ancestral, están acompañados por el moscatel. Para los más jóvenes de la casa, no faltaron los rosaris elaborados con caramelos y dulces.

Enllaç a l'original:

https://www.diariodemallorca.es/part-forana/2019/11/01/tots-sants-cementerios-part-forana/1460619.html?utm_source=rss